Stadia, el “todo en uno” de Google

El día del anunció llegó y con él, la por muchos esperada revelación sobre lo que tenía planeado el gigante americano en relación a su incursión directa en el mundo del videojuego. Esta tarde, hace apenas unas horas, se presentó en el marco de la Games Developer Conference en San Francisco un nombre que muy pronto se hará muy familiar entre nosotros: Stadia…

Stadia es la tan rumoreada nueva plataforma de Google, pero no ha sido exactamente lo que muchos creían. Durante semanas se habló de una nueva consola, y hasta se filtró la imagen de un mando que ha resultado ser auténtico puesto que es una de las cosas que se han mostrado en la conferencia. Pero Stadia es mucho más que una nueva máquina. Quiero con este post expresar mi opinión acerca de todo lo que allí se ha visto y comentado…

Stadia, como he dicho, no es una máquina sino toda una red de ellas. Es una infraestructura creada por Google para permitir el uso de juegos de ordenador a través de su navegador sin tener la necesidad de descargar ni ejecutar nada. Prometen que los juegos cargarán inmediatamente, sin esperas, y que su calidad visual será de, al menos en principio, 1080p y 60 fps, si bien han hablado de que esperan llegar pronto a los 4K manteniendo la tasa de imágenes. Ello será posible gracias a unos servidores cuya potencia de procesamiento de datos supera los 10 teraflops (10,7 dijeron), más que consolas como PlayStation 4 Pro y Xbox One X juntas. Todavía está por ver si finalmente, cuando sean muchos los usuarios que al mismo tiempo hagan uso de este servicio, seguirá yendo todo bien o se resentirá en algún modo. Eso sin contar la velocidad de transferencia de datos necesaria (han mencionado 25 Mbps pero creo que al final hará falta algo más para una experiencia fluida), aunque la inminente llegada del 5G tal vez lo haga posible.

Pero Stadia no es solo una plataforma para jugar. Google también ha pensado en los desarrolladores y en creadores de contenidos como los “youtubers”, los cuales dispondrán de múltiples herramientas que facilitarán su labor y la interacción con la comunidad. Sin embargo, lo que a mí más me ha llamado la atención y que demuestra la firme apuesta de la compañía por hacerse un hueco en la industria ha sido la creación de un equipo de desarrollo de juegos propio, el llamado Stadia Games and Entertainment, que hace pensar que no solo se podrá disfrutar de las grandes obras de terceras compañías que saldrán en los sistemas ya establecidos sino que habrá producciones propias que sin duda aportarán un valor extra muy a tener en cuenta.

Lo que está claro es que, como siempre, cuando Google hace algo lo hace a lo grande. A priori esta nueva propuesta resulta bastante interesante pues el usuario no tiene que disponer de un hardware específico para su uso. Incluso el mando que han presentado es opcional, ya que será posible utilizar cualquier mando USB pero es de esperar que la mejor opción sea la propia. Por otro lado, al menos en las grandes urbes, las conexiones a Internet ofertadas pueden cubrir la demanda pero resulta obvio que no todo el mundo disfrutará de la experiencia de igual forma. Pero esto, dicen, solo es el primer paso de algo todavía más grande que está por venir… siempre que las cosas vayan bien, claro está. El servicio se lanzará este año, aunque no han dado fecha concreta. Parece que en verano darán más información, como por ejemplo el precio del servicio porque por mucho que los productos de Google suelan ser gratuitos, me cuesta mucho creer que algo tan grande vaya a seguir esa norma, por lo que toca esperar.

Mi opinión final sobre Stadia no es mala, si bien jugar en el PC no es algo que me atraiga especialmente pero con esto poco importa el dispositivo que usemos. Lo que cuenta es sobre todo la velocidad de conexión a la red, y será donde haya que poner el foco si se quiere aprovechar al máximo este nuevo servicio. De primeras no me entusiasma la idea, lo reconozco, pero tampoco la descarto a pesar de ser, como siempre he dicho, un jugador de la vieja escuela que ve como, poco a poco, todo aquello que conoció va desapareciendo para dar paso a nuevas formas de disfrutar de esta nuestra tan querida afición. Guste o no, y aunque haya algún fleco que arreglar a corto o medio plazo, Stadia es el futuro y a él nos vamos a tener que acostumbrar muchos si es que queremos seguir dentro de este mundillo, al menos en lo que a lo actual se refiere…

Otros artículos del blog

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.