Rainbow Islands (recreativa)

Aunque sé que me repito más que el ajo, y que cansaré a más de uno, yo jamás me hartaré de proclamar a los cuatro vientos lo buenos que fueron los tiempos de los salones recreativos que, aun con sus sombras porque las había, fueron en buena medida responsables de hacernos a los jugadores lo que somos. Y fue en estos sitios donde conocí y me enganché a numerosos juegos que, poco a poco, irán apareciendo en esta sección. El primero del que quiero hablaros es el genial “Rainbow Islands” de Taito…

Virtua Racing (Mega Drive)

Principios de los 90. Estoy en un salón recreativo del centro de la ciudad. Allí hay multitud de máquinas recreativas típicas, muebles verticales con dos mandos, a veces cuatro, que muestran juegos variados pero que, a pesar de esto, comparten un detalle en común: todos tienen gráficos bidimensionales. Sin embargo, aquel día iba a ser diferente pues, justo en el centro, se situaba un arcade de conducción que, en aquel instante, lo cambiaría todo. Ese juego, que simulaba el manejo de un coche de fórmula 1 y lo hacía de una manera que jamás hasta ese momento ninguno había logrado, captó de inmediato mi atención. Sí, amigos, delante de mí se encontraba uno de los grandes éxitos recreativos de Sega de aquellos años, “Virtua Racing”…

Purple Saturn Day (Amstrad CPC)

Todos los sistemas de videojuegos cuentan entre sus respectivos catálogos con joyas que a veces, como fue en mi caso, llegan por mera casualidad pues no sabía nada de este “Purple Saturn Day” antes de comprarlo, como tantos otros, en un cercano kiosco de prensa. Grande fue mi sorpresa cuando lo puse en mi Amstrad CPC y comencé a jugar. Hoy inauguro con este post una nueva sección en el blog que, espero, os guste visitar a menudo. Pero hora es ya de que os enseñe qué nos tiene que ofrecer este gran juego…