Virtua Fighter, el comienzo de una nueva era

Que la tecnología avanza a una velocidad de vértigo es algo que hoy todos tenemos asumido pero que no era algo fácil de pensar hace más de veinte años cuando, a principios de los años 90 del pasado siglo, se produjo una auténtica revolución en los salones recreativos a causa de la aparición del que estaba destinado a convertirse en el principal referente de los juegos de lucha: “Street Fighter II”. Su enorme éxito desató un carrera sin igual en la historia del videojuego y pronto el mercado se vio inundado por múltiples títulos de corte similar (en especial gracias a SNK), con ideas diferentes y originales pero que compartían una misma base. Parece increíble si lo vemos con la perspectiva que da el paso del tiempo pero, solo dos años después, el género se volvería a tambalear con la llegada del concepto de las tres dimensiones, que abría un nuevo abanico de posibilidades…

Polymega, una máquina con posibilidades

Las “retro máquinas” están de moda, y la última de la que se ha tenido noticia muy recientemente es la “Polymega”, una consola modular compatible con una amplia variedad de sistemas de 8, 16 y 32 bits que saldrá a principios del año que viene y que si bien a muchos no parece haberles gustado, ha conseguido llamar mi atención por los motivos que explicaré a continuación, si bien eso no implica que me la vaya a comprar…

Sobre el regreso de antiguas glorias

Poco importa lo que yo o cualquier otra persona digamos acerca de un determinado juego porque jugar es una experiencia sumamente personal y subjetiva. En base a esto alabamos o criticamos, pero nadie tiene por qué compartir nuestra visión, ya que cada cual tiene la suya propia y esta semana ha quedado una vez más demostrado con las diversas reacciones que en la red ha producido el inesperado anuncio de la cuarta entrega de la saga “Streets of Rage”…

Wonder Boy III Monster Lair (Mega Drive)

Uno de los problemas que al menos antaño se daba siempre que aparecía una nueva consola en el mercado era que se desconocía en gran medida el funcionamiento de su arquitectura y lenguaje. En consecuencia no era posible sacarle no ya todo el potencial sino probablemente ni la mitad del mismo, pero esto es algo de lo que los usuarios solo hemos ido siendo conscientes cuando, pasado un tiempo, hemos visto lo que realmente se puede llegar a hacer cuando el hardware se aprovecha bien.

Pero, ¿qué es esto…?

La frase que da título a este artículo y muchas otras de carácter similar todos las hemos pronunciado en alguna ocasión cuando, guiados bien por opiniones de terceros o por los análisis de algunos medios, hemos adquirido un determinado juego que nos ha llamado la atención o esa supuesta joya de la que se hablan maravillas y hemos descubierto, para nuestra desgracia, que se trata de algo totalmente opuesto a lo que esperábamos…

The New Zealand Story (Arcade)

Cualquier jugador de los años 80 sin duda recordará a Taito Corporation, una compañía que, si bien sigue en activo como parte de Square Enix, ya por aquel entonces dejó tras de sí un impresionante legado de juegos repleto de joyas que siguen siendo, a día de hoy, clásicos atemporales como “Space Invaders”, “Arkanoid”, “Bubble Bobble”, “Rastan” o aquel al que voy a dedicar este post, el magnífico “The New Zealand Story”…

En cuestión de gustos, (casi) nada es para siempre

Os propongo un viaje al pasado para recordar cuándo y cómo empezamos en esto de los videojuegos. Ya fuera en un salón recreativo, con una consola, un ordenador o incluso una maquinita como las “game & watch”, ese momento quedará marcado en nuestra memoria. Pero desde entonces hasta el día de hoy son muchos los juegos jugados y algunos siempre nos gustarán más que los demás.

Una nueva víctima en la guerra por el control de lo retro

Hace unos días me enteraba, como muchos de vosotros, de una noticia ciertamente triste pero que era cuestión de tiempo que sucediera: Emuparadise, el famoso portal web relacionado con la emulación de videojuegos ha dejado de ofrecer en descarga las ROMs de los mismos a causa de las presiones ejercidas por Nintendo contra otros sitios y que han obligado, más por precaución que por un ataque directo, a cerrar un grifo que llevaba 18 años abierto. Esto ha causado malestar e incluso indignación entre los asiduos usuarios de este material, que ven como uno de sus principales proveedores deja ya de serlo…

Cuando el merchandising llamó a la puerta…

Todos sabemos lo que es el merchandising, ¿verdad? Está en todas partes y cuando nos encontramos con algo relacionado con aquella serie, película, libro, personaje público o videojuego que tanto nos gusta, nos abraza con sus largos y poderosos tentáculos y nos arrastra irremisiblemente hacia su compra. Da igual que se trate de un pin, un llavero, una taza, una camiseta estampada o una figura porque cualquier cosa vale como recuerdo o pieza de colección…

Fans de lo retro

Mucho se ha escrito sobre lo retro en nuestro mundillo. Su explosión no se debe a otra cosa que a la existencia de una ilusión que muchos de los que vivimos una de las mejores épocas de este ocio interactivo no hallamos, bien por un cambio de percepción o, como muchos sostienen, porque los juegos de ahora son mejores en lo técnico pero no tan divertidos. Sea como sea, el caso es que todo este material vive ahora una segunda juventud, llegando a ver la luz incluso en los sistemas actuales y si bien a más de uno le puede parecer absurdo comprar juegos a los que es posible acceder gratis, lo cierto es que son muchos los que se siguen interesando por ellos y no solo hablo de, digamos, gente común…